Badabun te recomienda

Mira que debes hacer cuando sientas culpa por dejar a tus hijos mientras trabajas

AUTOR DR. CÉSAR LOZANO



Hace algunos años la vida era más sencilla y las madres de familia podían dedicarse a los hijos y el hogar sin problema. Todo se complicó con las demandas actuales donde para que una familia tenga un mejor estilo de vida, ambos padres se ven obligados a trabajar, ni hablar de si nos estamos refiriendo a una madre soltera que quiere sacar a sus hijos adelante. Entonces ¿cómo hacer para no sentir culpa por trabajar en lugar de estar con los hijos? Hoy quiero hablarte de cómo lidiar con ese sentimiento.


Muchas madres de hoy en día se sienten mal por dedicarles poco tiempo a sus hijos y dejarlos al cuidado de otras personas, pero pensemos ¿qué hace que una madre trabaje? Estos son los motivos principales:

1. Necesidad económica, para apoyar a su pareja en los gastos del hogar.

2. Ella es quien mantiene a su familia.

3. El deseo de realizarse profesionalmente.

4. Darle mejores oportunidades a sus hijos.



No podemos ignorar que también está el lado opuesto, hablo de mamás que nunca han trabajado fuera de casa o que lo dejaron de hacer para dedicarse completamente a su familia, esto también puede provocarles frustración. 

¿Has sentido ese tipo de culpas? Quiero compartirte unas cuantas recomendaciones que te ayudarán a reducir ese sentimiento : 

1.- Procura que quienes se queden a cargo sean confiables y responsables

Puede ser un familiar o alguien externo, incluso una institución pero aclara cualquier tipo de duda que tengas y siempre pide referencias.

2.- Dedícales tiempo de calidad

Quizá no tienes mucho tiempo disponible, pero el que sea, empléalo sin pensar en los problemas del trabajo, enojo o estrés, dedícate completamente a tus hijos, ignora el celular, se trata de estar con ellos y para ellos.

3.- Demuéstrale cuanto los amas

Tanto de forma verbal como con detalles, notitas en sus cuadernos, en el interior de su lonchera, algún mensaje…aprovéchate de las ventajas de la tecnología. El demostrar tu amor hará que su autoestima y su seguridad se fortalezcan.



4.- No te enganches en comentarios negativos

Siempre estará alguien que te haga sentir mal pero eres tú quien decide el efecto de sus palabras en tu vida, todos pensamos diferente y eres tú quien conoce los motivos que tienes para trabajar. 

5.- No compenses el tiempo que pasan separados con cosas materiales

La culpa puede provocar flexibilidad en tus decisiones, quizá sentirás que bienes materiales los harán felices pero no, solo provocarás que los hijos abusen de la situación, nada puede sustituir tu amor y tus cuidados. 

6.- Recuerda por qué trabajas

Por ellos y para ellos, así que deben de saberlo y valorarlo. Platícales de tu trabajo, de lo que pueden hacer gracias a él, involúcralos. 

El trabajo no nada más mejorará la calidad de vida de la familia en un sentido económico, también te ayudará a sentirte realizada y feliz, transmitiendo esos sentimientos a tus hijos lograrás un buen ambiente en casa. ¡Ánimo! Hasta la próxima.

Recomendados
Recomendados