Badabun te recomienda

7 señales de que tu corazón está lleno de rencor y no te has dado cuenta. Libérate y sé feliz

AUTOR DR. CÉSAR LOZANO

¿Te has puesto a pensar en cómo asimilas el rencor? A lo largo de nuestra vida participamos en un sinfín de situaciones y no todas pueden ser perfectas, ahí es donde aparece este sentimiento que si no se controla puede arruinarte la vida.

Cada persona lo digiere de una manera distinta, entran en juego sus valores, aptitudes, carácter, hábitos y virtudes, algunos lo hacen más rápido que otros y así llegamos al punto de cuestionar ¿el rencor está arruinando tu vida? Descúbrelo con estas siete señales: 

1.- Le dejas de hablar a quien te ofende


Eres una persona adulta pero te tomas las cosas tan apecho que no haces las paces con esa persona hasta que se disculpa, pretendes que esa persona se sienta mal ignorándole.

2.- Si alguien te daña y no se disculpa mantienes una actitud negativa

¡Sin límite de tiempo! Haces como que no te importa su actitud y como dicen por ahí “lo tratas con el pie del zapato”.

3.- A quien te ofende le recuerdas el daño constantemente

No importa si ya de disculpó o no, cada que ves a esa persona le recuerdas lo que te hizo y el daño que te causó.

4.- Evitas aceptar tus equivocaciones

Cuando sabes que te has equivocado evitas aceptar la situación, le das mil vueltas al asunto y buscas excusas que justifiquen tu actitud o tu punto de vista. 

5.- Te pones a la defensiva cuando te confrontan

Y lo primero que se te ocurre es culpar a otros en lugar de aceptar tu responsabilidad, quizá hasta cambias de tema para no sentirte agredido. 

6.- Te victimizas para justificar tus fallas

Admites el error pero creas una excusa para que tenga razón de ser…aunque sepas que nadie te cree. Quien lo hace termina siendo manipulado por ti y tú no piensas en esa persona, sólo en salirte con la tuya.

7.- Pueden pasar años y tú sigues recordando cierta ofensa

A cada problema que surge le pones cierta ofensa de justificación, pasan los años y tú sigues culpando a otros de lo que te ocurre. Supéralo, esa situación ya sólo te está afectando a ti y los otros involucrados andan como sin nada, no es justo. 

El rencor es terrible, si no le pones un alto y lo superas será como un veneno que se extiende por toda tu vida. Para hacerle frente te recomiendo tres cosas :

1.- Analiza de quién vienen las ofensas, no le des importancia a lo que no lo merece. 

2.- No te rebajes cuando alguien te ofenda, es sólo una pérdida de tiempo pues no siempre les harás ver en qué se han equivocado. Si tú cometes la ofensa discúlpate, no sabes el daño que puedes causar.

3.- Trata de reaccionar de la manera menos agresiva ante cualquier circunstancia, recuerda que tú no controlas lo que te ocurre pero sí cómo le haces frente y eres el único responsable de tu bienestar. 

Recomendados
Recomendados