Badabun te recomienda

Esta es la forma inteligente de lidiar con gente gritona. Nunca volverá a gritarte

AUTOR DR. CÉSAR LOZANO


Todo el mundo conoce a alguien que no habla GRITA, su forma de comunicarse siempre está elevada de tono, no importa si están de buen o mal humor, han adoptado esa forma para captar la atención de la otra persona, cuando en realidad lo único que hacen es molestar, herir y abrumar. Tratar con ese tipo de personas se vuelve todo un reto, la mayoría lo hace para imponer su opinión y presionar a que se haga lo que ellos digan. 

Hay cuatro pasos básicos para manejar a los gritones, aplícalos y olvídate de ese molesto tono elevado: 



1. Informa. 

Lo primero que tienes que hacer es decirle a esa persona que te está gritando, hay muchas personas que gritan y ni siquiera se dan cuenta, están tan acostumbrados a elevar la voz de esa forma y  como nadie se ha tomado el tiempo de decirles pues les vale un reverendo cacahuate el sentir de la otra persona. Créeme el 80 % de las personas va dejar de hacerlo. 

2. Pide. 

Pero como en todo hay personas que son necias a morir, aunque ya les dijiste que te están gritando, para que bajen el tono se resisten. Entonces pídele por favor que deje de hacerlo ¡Tranquilo! no es para provocar una discusión, simplemente tienes derecho a que te traten de la misma forma. O ¿Acaso tú estás gritando? 


3. Exige. 

De que hay personas con las que parece que estás hablando con la pared, las hay. Ya le informaste que te está gritando y le pediste  que dejara de hacerlo, pero sigue haciéndolo. ¡Exige! ¨Te exigo que no me grites, no me gusta que me hables de esa manera¨ . Este tipo de personas regularmente se agarran a su puerquito, con el que más se deje, más le gritan.


4. ¡Vete! 

El 10 % de las personas llega a este punto, después de que seguiste los 3 pasos anteriores es como si no hubieras dicho nada y simplemente ¨así son¨, entonces ¡Sal de ese lugar! simplemente no tienes porque soportar los gritos de nadie, ve y busca otra cosa que hacer y deja al gritón sólo en esas cuatro paredes a ver qué hace, te aseguro que eso le va servir para reflexionar, es como cuando un niño se da cuenta que su berrinche no está sirviendo de nada y cambia porque cambia. 

Y a ti ¿Qué es lo peor que te ha pasado con un gritón?
Recomendados
Recomendados